Junto al vino, uno de los productos de los que nos sentimos más orgullosos en Abadía Retuerta es la miel. En este vídeo el apicultor Miguel Rodríguez explica cómo cuidamos nuestras colmenas para obtener una miel que refleje el paisaje de nuestra finca.

El concepto terroir en este caso no viene tanto por la composición del suelo, sino de la vegetación característica del lugar. De hecho, existen más puntos de conexión entre la miel y el vino de lo que pueda parecer. El factor añada, por ejemplo, es uno de los más importantes. No hay que olvidar que la climatología determinará la mayor o menor abundancia de ciertas flores y plantas y que la vegetación específica con la que las abejas interactúan cada año incidirá en el sabor de la miel que recojamos.

Existen más puntos de conexión entre la miel y el vino de lo que pueda parecer.

Otra afinidad: de la misma manera que los viñedos se plantan en orientaciones concretas, las colmenas deben estar protegidas de los vinos del norte y recibir abundante luz del sol.

Las colmenas, por otro lado, son sociedades perfectamente organizadas y jerarquizadas, nos cuenta Miguel Rodríguez en este interesante vídeo en el que también podréis ver a la abeja reina de una de nuestras colmenas.

(Este vídeo ha sido realizado por José Honorio, de Imagina Producciones)
Las primeras etiquetas de Abadía Retuerta
La experiencia de copas Riedel con vinos de Abadía Retuerta